Saltar al contenido

  Icono Pueblos 

Apartheid

(Apartheid)

Una figura de color blanco en el centro de una multitud de figuras de color negro.

El apartheid fue un sistema de segregación racial que personas blancas implementaron en Sudáfrica y Namibia. Tuvo vigencia desde 1948 hasta 1992. El objetivo del apartheid era crear lugares separados en todos los ámbitos de la sociedad: unos para la gente blanca y otros para los diversos grupos étnicos.

Este régimen segregacionista generó una sociedad muy desigual. Además, tenía como fin dominar a la población negra, que era la mayoría. También pretendía despojar a las personas negras de sus tierras y explotarlas laboralmente.

El apartheid comenzó a instaurarse tras el triunfo del pastor protestante Daniel François Malan en las elecciones generales de 1948. A partir de entonces, el gobierno de Malan empezó a emitir leyes para segregar oficialmente a la población según el concepto social de raza.

A través de leyes, se dividió a la población en 4 grupos:

  • Personas blancas: descendientes de colonias europeas británicas y bóeres.
 
  • Personas bantúes o africanas: quienes pertenecían a etnias africanas. También se denominaba «población negra».
 
  • Personas asiáticas: por lo general, provenientes de Paquistán o la India.
 
  • Personas de color: grupo integrado por personas mestizas y de otras ascendencias. También era una denominación habitual para englobar a los tres grupos de personas que no eran blancas.
 

Las leyes del apartheid disponían que las personas podían gozar de sus derechos según la pertenencia a alguno de los grupos anteriores. Así, las personas blancas mantuvieron su posición jurídica, política, económica y social. Eran el grupo que tenía todos los privilegios. Los otros grupos eran relegados y se les fueron aplicando más y más restricciones. Por ejemplo, las siguientes, entre muchas otras:

  • Las personas negras no podían votar ni ocupar puestos en el gobierno.
 
  • Las personas negras solo podían trabajar y tener negocios en áreas asignadas específicamente para este grupo. 
 
  • La población negra tenía prohibido entrar en zonas asignadas para población blanca. Solo podían hacerlo al portar un pase emitido por la policía. 
 
  • Los edificios públicos tenían accesos separados para personas blancas y de color. 
 

Además, había escuelas, hospitales, servicios de transporte, barrios y otros lugares destinados exclusivamente para la población negra. En general, estos espacios eran más precarios, eran de menor calidad y estaban faltos de personal. 

La Ley de Registro de la Población, que sirvió para dividir y clasificar a la población, fue derogada recién en 1991.

Por último, como lo explica el Diccionario panhispánico de dudas, apartheid es una voz neerlandesa que significa ‘separación’ y que en afrikáans tiene el significado específico de ‘segregación racial’.

Como es un extranjerismo, apartheid debe escribirse en cursiva o con otro resalte tipográfico. Además, se pronuncia [aparthéid], con hache aspirada. Por último, este término no debe usarse en otros contextos como sinónimo de racismo, discriminación o segregación.

Este contenido se creó gracias a la sugerencia de una usuaria de MODII: Luisa Enriquez.

Referencias

https://www.rae.es/dpd/apartheid

https://unesdoc.unesco.org/ark:/48223/pf0000056698_spa

https://www.bbc.com/mundo/noticias-internacional-55733576

https://es.wikipedia.org/wiki/Apartheid

https://enciclopediadehistoria.com/apartheid/

https://www.bbc.com/mundo/noticias-internacional-55733576

 

Referencias:

Créditos de fotografía a

No te quedes con la duda.

¡MODII te ayuda!
Not found